Contrafrases. Las claves de Snowden para obtener una contraseña segura

Contrafrases. Las claves de Snowden para obtener una contraseña segura

Ya sea a nivel usuario o empresa, es muy importante tener una correcta clave de seguridad en todas las cuentas de correo electrónico, banco, página web… para evitar hackeos. ¿Es tu contraseña segura? Edward Snowden proporciona algunas claves para conseguir la máxima seguridad en las contraseñas.

Edward Snowden contraseñas seguras
Ya sea a nivel usuario o empresa, es muy importante tener una correcta clave de seguridad en todas las cuentas.

Las empresas y los usuarios particulares tienen una cosa en común cuando navegan por Internet: su preocupación por la seguridad de las páginas web y de los espacios personales protegidos con contraseñas. Está última parte, los passwords, preocupa más, ya que cada vez los hackers generan maneras más eficientes de saltarse los controles de seguridad y, por lo tanto, los cibernautas tienen que ingeniárselas para obtener contraseñas más seguras.

Para tener una buena clave o passwords es importante recordar algunas pautas:

  • No utilizar datos personales como fechas de nacimiento, aniversarios, nombres de algún familiar….
  • Evitar la correlación de números, como, por ejemplo: 12345678 – 567890
  • Combinar letras, números, mayúsculas y minúsculas, así como algún simbolo.
  • No apuntar la clave en ningún sitio, solo en tu cabeza.

Las contraseñas que son de ocho caracteres o menos son muy fáciles de descifrar

Siguiendo estas pautas, tus contraseñas serán seguras. Pero si quieres que lo sean mucho más, puedes seguir las recomendaciones de Edward Snowden, el extrabajador de la NSA.

Snowden, en una entrevista en el programa de televisión Last Week Tonight, abordaba el tema de cómo conseguir una buena contraseña segura. Él prefería utilizar el término “contrafrase“, porque, según Snowden, las contraseñas que son de ocho caracteres o menos son muy fáciles de descifrar. Por esta razón, si se utilizan claves muy largas como frases que poseen entre los 10-16 caracteres como mínimo, con números, mayúsculas, minúsculas, símbolos y que las palabras no sean escritas como aparecen en el diccionario, el descifrado se complica.

Snowden ofrece un ejemplo sencillo que tiene todas las características de una buena contraseña: “margaretthatcheris110%SEXY”. Eso sí, ya no vayas a usar esta clave para tus cuentas. 😉

En resumen, si quieres estar protegido y evitarte disgustos desagradables, comienza a cambiar tus contraseñas a contrafrases para poner el camino más complicado a los hackers.

Si te ha gustado compártelo 🙂

Leave a Comment