¿Cómo han superado Google y Facebook superan la barrera de la publicidad?

El beneficio obtenido por la publicidad que generan las grandes empresas de internet, ha superado a medios como la radio o la prensa. Este dato es más que relevante para cualquier empresa que desee anunciarse.  Las cifras cuanto menos, son impresionantes.

La publicidad clásica cada vez genera menos beneficios
El mercado de la publicidad está cambiando.

¿Que está pasando?

Digital Content Next ha lanzado una serie de datos sobre el gasto publicitario que se realiza en publicidad y cómo se reparte. Como resultado de todo gasto, existe un beneficio, y entre Google y Facebook están consiguiendo más que todos sus competidores, incluyendo otros formatos como la radio o la prensa. Según datos de este estudio, Google recibirá a lo largo del año 2017 unos 80.8 billones de dolares. Esta cantidad supone una mina de beneficios que por el momento, solo parece crecer.

La compañía Axos, dedicada al análisis en muchos sectores, va más allá, diferenciando que cantidad se gastará de media en nuevas campañas. Y un 83% de la cantidad invertida en el sector publicitario irá para el gigante Google.

Otro de los datos llamativos de estos estudios, es que sólo Google, genera el mismo beneficio en publicidad que el formato prensa en un año. Esto, obviamente, repercute no solo en la forma de hacer publicidad, cada vez más diseñada para una pantalla, si no en la forma y la calidad de la publicidad. Cada vez es más fácil anunciar un producto o una marca, y eso, es competencia para el resto.

Si añadimos el escenario que se está creando al ser desplazados medios como la prensa, debemos entender de nuevo el qué y el cómo de la publicidad, tal y como lo conocemos. Mientras que la prensa se apoya en la confianza que la población deposita en ella en temas como la política o la economía, la dupla que forman Google y Facebook, se llevan más de la mitad del beneficio que la publicidad genera. El resto de gigantes se reparten una pequeña parte del porcentaje, que no debemos olvidar.

Quizá esto nos haga pensar en el emplazamiento de nuestra publicidad.

Deja tu comentario